julio 09, 2008

Un hombre

Un hombre despierta puntual y ajeno
se viste con sus poses rutinarias
guarda las preguntas
se atrinchera tras el eco de su propia ausencia
habita el silencio prolongado de si mismo
paraiso de fronteras
donde guarda los besos pasajeros
que recoge en las esquinas
mientras calla y espera.
Es un mueca colgada en el viento
siervo y esclavo
del instante que se escapa
y del futuro que no llega.





El hijo del hombre. René Magritte

12 comentarios:

Avalon's Butterfly dijo...

Por estar pensando en el fututro es que nos perdemos el presente.. OYE PRESENTE... El ahora es un regalo.

Un placer saludar por aca.

wasarry Say nO MOre dijo...

Es comoun dolor de cabeza que no se va ¿verdad?; a veces osmo así los hombres, sin distinción de sexo. Tus letras me dejan así pensando mariposa bella, me pongo a pensar en mi...

Afectos.

Jolie: Desde la Barandilla dijo...

el futuro usa pantalones?

Rosa Silverio dijo...

Argénida, me ha gustado mucho este poema. La descripción que haces de ese hombre...

Es muy sugerente y tiene mucha fuerza. Hay subyacente una tristeza que me mata.

¿Y cuándo es que vamos a publicar?

:)

Abrazos, amiga.

Pedro Genaro dijo...

Argénida, me fascina tu formato de pinturas y poemas, por demás exquisitos. Este en particular me gustó...Triste como las redes de los pescadores, vacías (como diría Mario, el Cartero de Neruda).

Franjamares dijo...

bello poema, Argénida, el hombre que "se atrinchera tras el eco de su propia ausencia, recoge besos furtivos por las esquinas..." y no ve ni siente, ni valora, ni agradece la vida verdadera que pasa por delante de sus narices a cada instante.
Saludos desde Granada

Jonathan Minila dijo...

Saludos.

Jorge Pinto dijo...

Hay veces que me levanto así y pasa mucho tiempo antes de que me de cuenta de las cosas en las que realmente debería concentrarme... Muy bueno todo por aqui, un abrazo!

Baakanit dijo...

"se atrinchera tras el eco de su propia ausencia."

Ese es un hombre de una noche. Un hombre que satisfizo su deseo y le importa poco la mujer que ha dejado envuelta en sábanas.

Un hombre que se marcha sin nada que decir, sin nada personal.

Saluditos Argenida, como siempre nos regalas tus exquisitas letras.

Ciao

Ofelia Balderas Gallegos. dijo...

Es verdad que nos vestimos con poses rutinarias, siempre podemos cambiar eso, solo que algunas veces lo olvidamos.

Miguel A. Rojas H. dijo...

Valla, me sorprendo mucho. Ese soy yo, y más aún me sorprende el cuadro de uno de mis pintores favoritos. "Rene Magritte" el cual tengo una gran influencia suya........(El surrealismo)

Muy buena poesía, se que muchos hombres se sienten así

caminante dijo...

es una mueca colgada en el viento..."
respira en una falsa sonrisa.
lo sostiene la mirada
y el espejo a la mirada.
me ha contagiado tu originalidad.
un abrazo.