febrero 08, 2018

Contra la interpretación

Compré el libro hace casi 8 años, lo empecé a leer y no dejé al poco tiempo. Este año lo he retomado: una compilación de ensayos de Susan Sontag que se titula como el texto que abre el libro, "Contra la interpretación".

Sontag es una escritora que me llama la atención, y con la cual aun no me aventuraba, pero siempre la he perseguido. Tengo con este tres libros de ella, dos los compré y  uno me lo regalaron. Revisando mi librero a principio de año me di cuenta de ello y me dije: Susan, voy por ti.

Susan Sontag, c1964. Foto Paul Popper.
Creo que ahora tengo un ánimo dispuesto para ella, para su escritura, para sus libros. No se si es un asunto de madurez intelectual, de lecturas previas o algo así, pero la he empezado a leer con agrado, a pesar de que con los dos primeros ensayos del libro releí ciertos párrafos para aprehender su sentido, o el sentido que me trasmite. Y claro, el móvil al lado para consultar ciertas palabras en Google.

Y para no perder ciertas cosas, con este libro iniciaré publicaciones de párrafos en este blog de mis lecturas. Empiezo con el primer ensayo de Susan en este libro, redactado originalmente en 1964.

"Comprender es interpretar".
"La interpretación no es sólo el homenaje que la mediocridad rinde al genio. Es, precisamente, la manera modera de comprender algo, y se aplica a obras de toda calidad".
"La interpretación, basada en la teoría, sumamente cuestionable, de que la obra de arte está compuesta por trozos de contenido, viola el arte. Convierte el arete en artículo de uso, en adecuación a un esquema mental de categorías".
"...no pretendo decir que las obras de arte sean inefables, que no puedan ser descritas o parafraseadas. Pueden serlo. La cuestión es cómo. ¿Cómo debería ser una crítica que sirviera a la obra de arte, sin usurpar su espacio?
"Nuestra misión no consiste en percibir en una obra de arte la mayor cantidad posible de contenido, y menos aún en exprimir de la obra de arte un contenido mayor que el ya existente. Nuestra misión consiste en reducir el contenido de modo que podamos ver en detalle el objeto".
" La función de la crítica debiera consistir en mostrar cómo es lo que es, incluso que es lo que es, y no en mostrar qué significa".  

enero 25, 2018

Claribel Alegría (1924-2018)

Hoy murió Claribel Alegría... Tenía 93 años, así que no sorprende, como Parra, su deceso. Es ley de vida morir, más cuando superas el límite de esperanza de vida. Sin embargo, causa pesar.

A Alegría la conocí en 2011, cuando vino invitada al III Festival Internacional de Poesía de Santo Domingo. Le hice una entrevista corta, algo agitada porque estaba por ofrecer un recital. Una mujer afable, sonriente, así la recuerdo.

Me alegré mucho cuando el año pasado recibió el Premio Iberoamericano de Poesía Reina Sofía.

Les comparto la entrevista que le hice. “La poesía ha sido mi pasión”




Y uno de sus poemas que más me gustan.

Rito incumplido

                                                                                A mi madre

Dicen que la muerte es solitaria
que nos morimos solos
aunque estemos rodeados de aquellos que nos aman
pero tú me llamaste
y yo no estuve:
no te cerré los ojos
no te besé la frente
no te ayudé a pasar
al otro lado
estuve lejos
lejos de ti que me alumbraste
me nutriste
educaste mis alas.
No cumplí con el rito
estuve lejos
lejos
y ese es el sollozo que me arrebata en olas
en cúpulas
en grutas
y no puede salir
y me persigue en sueños
y me ahoga.
Perdóname/libérame
necesito aullar
batir tambores
un golpe en la cerviz
un estallido
para arrancar de cuajo este sollozo
y no invocarte más
en desolados
versos.


enero 23, 2018

Nicanor Parra

Hoy murió Nicanor Parra, el primer poeta que me enseñó que la poesía es rebeldía contra uno mismo. Tenía 103 años y no recibió el Nobel de Literatura que merecía.

Nicanor Parra (foto sin fecha). De la exposición "Parra 100"

Composiciones

I
Cuidado, todos mentimos
pero yo digo la verdad.

La matemática aburre
pero nos da de comer

En cambio la poesía
se escribe para vivir.

A nadie le gusta hacerse
cargo de los vidrios rotos.

Se escribe contra uno mismo
por culpa de los demás.

¡Qué inmundo es escribir versos!

El día menos pensado
me voy a pegar un tiro.

II
Todo me parece mal
el sol me parece mal
el mar me parece pésimo.

Los hombres están de más,
las nubes están de más,
basta con el arco iris.

Mis dientes están cariados
ideas preconcebidas
espíritu inexistente.

El sol de los afligidos
un árbol lleno de micos
desorden de los sentidos.

Imágenes inconexas.

Sólo podemos vivir
de pensamientos prestados.
El arte me degenera
la ciencia me degenera
el sexo me degenera

Convénzanse que no hay dios.


Cambios de nombre

A los amantes de las bellas letras
Hago llegar mis mejores deseos
Voy a cambiar de nombre algunas cosas.

Mi posición es esta:
El poeta no cumple su palabra
Si no cambia los nombres de las cosas.

¿Con qué razón el sol
Ha de seguir llamándose sol?
¡Pido que se llame Micifuz
El de las botas de cuarenta leguas!

¿Mis zapatos pareces ataúdes?
Sepan que desde hoy en adelante
Los zapatos se llaman ataúdes.
Comuníquese, anótese y publiquese
Que los zapatos han cambiado de nombre:
Desde ahora se llaman ataúdes.

Bueno, la noche es larga
Todo poeta  que se estime a si mismo
Debe tener su propio diccionario
Y antes que se me olvide
Al propio dios hay que cambiarle hombre
Que cada cual lo llame como quiera:
Ese es un problema personal.

enero 22, 2018

Mi vaso verde: un año, 365 poemas

Este año he iniciado una proyecto, una experiencia medalaganaria, un reto.

Leer y comentar 365 poemas. Uno por día. Se llama Mi vaso verde. El la última pestaña, de las que se encuentran en la cabecera de este blog -de derecha a izquierda-, pueden acceder al blog donde voy publicando los audios, que están todos en un canal de la plataforma Soundcloud. (También puede dar click en la imagen a continuación para entrar al canal de audio)


El reto va caminando, aunque un poco difícil tenerlo actualizado los fines de semana. Tampoco he podido mantener muy actualizada la página de Facebook para este proyecto, pero lo comparto todos los días en mis redes sociales personales (Facebook, Twitter e Instagram).

Espero que me acompañen a esta aventura, y de paso me hagan sugerencias.

Estamos aprendiendo haciendo. Una de mis ambiciones como periodista es poder hacer radio un día, y creo que esta será una buena práctica. Además, hago algo que me gusta, compartir poesía.

diciembre 26, 2017

Mi última lectura de 2017

Este año ha sido uno de lecturas dispersas y pocas anotaciones sobre ellas. Algo que espero cambiar el próximo año. Pero en noviembre me llegó una novela que resultó ser la última que leo en 2017, pues para esos días no tengo planeado iniciar ninguna lectura hasta la primera semana de enero.

Rendición, de Ray Loriga fue esa novela. Me perdí la oportunidad de entrevistarlo porque tuve unos pendientes de mucha atención en la redacción del periódico, y lamento que así fuera, pues la lectura de su novela, premio Alfaguara 2017, me resultó grata e interesante.

No soy dada a leer un libro porque haya ganado un premio, pero sí me exijo leer un libro de un escritor o escritora que voy a entrevistar si antes no he leído nada de él. Nunca entrevisto a ningún escritor sobre su obra si no conozco aunque sea una de sus obras. No concibo que el asunto sea distinto...pero vamos al tema de la novela.

No voy a hacer un resumen minucioso de ella, pero si puedo decir que la historia, contada en primera persona, evoca mucho el tema del Gran Hermano. Un protagonista nos cuenta su historia en medio de una guerra, de la perdida y de una ciudad que lo protege a él y a su esposa, junto a un niño llegado de la nada, por decirlo de alguna manera. Se va de la normalidad de una crisis, a la incertidumbre, a la resignación engalanada de seguridad...y la rebeldía que termina... y eso no lo puedo contar :)

La escritura del relato me deparó una sensación de intriga, en especial al final del libro y de sorpresa. Un final poco esperado y tan críptico que te deja sin saber que paso de verdad o de asumir que fue real o no en la historia.

Para ser una lectura final de año, me pareció un buen cierre.

Les dejo el primer párrafo de la novela, que a mí me despertó todas las ganas de seguir leyendo, a pesar de tono filosófico y nada descriptivo.

"Nuestro optimismo no está justificado, no hay señales que nos animen a pensar que algo puede mejorar. Crece solo, nuestro optimismo, como la mala hierba, después de un beso, de una charla, de un buen vino, aunque de eso ya casi no nos queda. Rendirse es parecido: nace y crece la ponzoña de la derrota durante un mal día, con la claridad de un mal día, forzada por la cosa más tonta, la misma que antes, en mejores condiciones, no nos hubiera hecho daño y que sin embargo sin más consigue aniquilarnos, si es que coincide por fin ese último golpe con el límite de nuestras fuerzas. De pronto, aquello en lo que no habíamos reparado siquiera nos destruye, como las trampas de un cazador que nos supera en habilidad y a las que no prestábamos atención mientras nos distraíamos con el señuelo. A qué negar, en cambio, que mientras pudimos también cazamos así, utilizando trampas, señuelos y grotescos pero muy efectivos camuflajes".

¿Cuál fue tu última lectura de este año o les agarra este fin de año con un libro en lectura?

Con esto despido el año 2017. Espero seguir por este espacio durante el próximo 2018, compartiendo sobre literatura con los lectores que me siguen por aquí, casi 12 años después de dar el primer teclazo en este blog.

Felices fiestas de fin de año y prosperidad para el que viene.