febrero 07, 2010

Escapar



Tras tus pasos
la sombra del lobo
marcó su estrategia de puñales
cercó el oscuro presagio de las calles
y atacó
la luciérnaga que tejía sueños en tu boca

entonces

todo fue silencio de hojas secas sobre la cama
letargo de horas sin tiempo
señal de la bestia
atada a tu espalda
de caminos sin caminos
acumulados en tu agenda

niña bonita
niña desgarrada.

Pero
tu voz sobrevivió
al estropicio de tu piel ajada

tu voz de puertas
tu voz de ventanas.

3 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Me sobrecogió.
Al final la esperanza.
Menos mal.

Besos.

Argénida Romero dijo...

Siempre nos queda eso, al final.

Abrazos.

Sonia T. dijo...

La violencia: una realidad que es el día a día de muchas mujeres... Me agrada que en tu poema sobreviva la voz... El silencio es el monstruo a vencer.

Me hubiera gustado escucharlo en voz de Jatna T -como diste curiosidad, lol-, no encontré el vínculo.

Abrazos amiga!